martes, 29 de diciembre de 2015

Lemmy


Lemmy Kilmister, el niño grande del speed metal, se ha ido con 70 años. Yo a los 15 fui heavy durante un año o así, y Motörhead era uno de mis grupos de cabecera, junto a Judas Priest (yo venía de oír a Pink Floyd, Genesis o Yes, y a la ELO o a los Beatles, conque imaginaos). Lemmy y sus chicos, sólo tres, en una banda en la que él hacía la guitarra rítmica con su bajo tremebundo, daban miedo, y nos hacían sentir malosos, a los blandengues que en el cole sobrevivíamos porque corríamos más... hasta que nos pillaban.


Hace un par de años estuvimos diseñando a un personaje para un proyecto de animación en el que llevo metido tiempo con la imagen de Lemmy. Ahí van los bocetos, realizados por Santiago Verdugo, como homenaje.

Gracias, Santi. Gracias, Lemmy, viejo. Buen camino.


Las imágenes son de Santiago Verdugo, Copyright Sopa de Sobre y Zanzibar.

jueves, 24 de diciembre de 2015

El principio del secador de manos


Hace unos años viajé a Dinamarca para hacer las localizaciones de un proyecto que no cuajó finalmente. Era una película de terror y casa encantada, que ocurría en una especie de palacete que se conserva en muy buen estado en una de las muchas islas que forman el territorio danés. Dedicaré en breve una serie de artículos a los proyectos que nunca han salido, a los que uno dedica años de su vida, pero que se quedan por el camino. A algunos les tengo especial cariño.

A lo que iba. Recuerdo ir un par de veces a los baños públicos de Copenhague y de las ciudades que recorrimos. Me llamó la atención un detalle curioso. Como en tantos lugares del mundo, en ellos hay secadores de manos de esos eléctricos que, mediante un detector de movimiento, “ven” tus manos acercarse y se activan durante un tiempo programado. Me asombró lo largo que era ese período. Me permitía secarme las manos sin problema. Lo mismo pasa en otros sitios, como Londres, Bruselas, Los Angeles, París, Berlín... pero en aquel momento me paré a pensar y caí en la cuenta de algo. En todas aquellas ciudades los secadores de manos eléctricos funcionaban un largo tiempo sin apagarse automáticamente. Más que suficiente para un secado de manos.

No sé si habéis sufrido los secadores de baños públicos en España. Especialmente los de los aeropuertos; los hay de diversas marcas, pero tienen todos en común la virtud de detenerse a los pocos segundos de activarse. Tienes la sensación de que están averiados, pero no es así; están programados para comportarse de esa forma.

Así que he creado la teoría de que la forma en que funcionan los secadores de manos es un modelo de cómo piensa un país de sí mismo. En los del norte, las culturas sajonas y protestantes, en las que los ciudadanos son supestamente responsables de sus actos, se confía en el extraño, y se piensa en pro del bien común (casi siempre) los secadores trabajan largos períodos de tiempo. En España, por el contrario, los responsables de decidir la duración de esos tiempos de secado que implementarán los programadores de las factorías piensan como un español: el otro te va a tangar, el extraño es peligroso, que se joda. No le vamos a facilitar la vida; lo mejor es dos secundos de activación y un sensor no demasiado bueno, así le ahorramos electricidad a la empresa (pública) que nos ha conseguido la contrata y vendemos equipos baratos. De ahí que prácticamente todos los secadores de manos de España sitos en aeropuertos, estaciones, instituciones y otras zonas de gestión pública y/o acceso público sean prácticamente inutilizables. Se programan así, para que su utilidad sea casi nula, y sea un suplicio su uso para secarte.

Bueno, tal vez vaya errado, pero de todas formas ahí lo dejo. Porque hay cosas en la forma de ser y pensar que tenemos en este país que deberíamos de ir desterrando, pues pasan en forma de chorradas como esta de generación en generación, y hacen que las cosas sean un poco más difíciles para todos. 

Bueno, pues a esto lo llamo El Principio del Secador de Manos, y viene a decir: comprenderás cómo un pueblo se ve a sí mismo probando cómo funcionan sus secadores de manos en los aeropuertos y áreas públicas.

El otro día se lo comentaba a un amigo, que me contó que un conocido suyo le expresó algo similar. En España se desconfía del ciudadano por sistema, de ahí que la legislación sea abstrusa y posiblemente imposible de cumplir en muchos casos; o que te pidan papeles y papeles en las administraciones cuando gran parte de esos pequeños obstáculos de papeleo son simples muros de contención colocados ahí “porque sí”, no pro ciudadano, sino pro administración, para cubrirse las espaldas si hay cualquier problema. En España las instituciones legislan "a la defensiva".

En otros países, como los sajones, o en democracias más desarrolladas y entre pueblos que se quieren más a sí mismos, sus legislaciones son claras y diáfanas, las barreras burocráticas son menores, y las sanciones, ejemplares. Los latinos desconfiamos de nosotros mismos. Los protestantes, confían en sus ciudadanos.

La próxima vez que os lavéis las manos en un baño de un aeropuerto, observad bien el comportamiento de esos aparatitos electrónicos con los que os secáis las manos. Son un retrato de nosotros mismos.

Encontré la imagen en aguamarket.com

miércoles, 23 de diciembre de 2015

Imágenes de la conferencia en el CCCB


El pasado día 21 participé en un coloquio en el CCCB de Barcelona, dentro de la iniciativa Ciència al Nadal. El evento fue presentado por Ricard Solé, y en él participamos Miquel Barceló, Ramón López de Mántaras y quien esto escribe.

Después de una interesantísima introducción de Ricard Solé, Miquel Barceló pasó a introducirnos en la ciencia-ficción como género, un asunto apasionante, relatado por uno de los mayores especialistas de Europa en él.  

Mi intervención se titulaba "'Los que sueñan', guía de supervivencia para la posthumanidad", y en ella intenté exponer los puntos de vista morales, sociológicos, incluso filosóficos que pretendo exponer en mi novela, recientemente publicada por Minotauro, y galardonada con el Premio Minotauro 2015.

Tras una pausa para café y pastas, Ramón López nos habló de la Inteligencia Artificial, y las fronteras y límites a los que se enfrenta actualmente.

Posteriormente, en el coloquio charlamos con el público sobre los cambios que la tecnología está produciendo en nuestras sociedades y en nuestras vidas. Fue un éxito de participación y de público, y toda una experiencia compartir escenario con mis compañeros.

Mi agradecimiento a Anna Portabella, jefa de prensa de Ediciones Minotauro, por su ayuda y compañía en el coloquio, así como a Vicky Peña, editora y José López Jara, editor y director de Minotauro, que ese mismo día por la mañana me acompañaron a firmar ejemplares de “Los que sueñan” a la Librería Gigamesh, un auténtico templo para cualquier amante del género.  

Aquí os dejo algunas fotos más del evento.






Las fotografías son propiedad de CCCB © Miquel Taverna, 2015


domingo, 20 de diciembre de 2015

"Sirena Negra" seleccionada en el MIFF


Tras haber ganado el Premio a la Mejor Actriz en el Mumbai Short Film Festival amén de tres nomimaciones, en Fotografía, Música y Película, nos llega la noticia de que nuestro corto ha sido seleccionado a Competición en el MIFF, el Festival Internacional de Cine de Bombay, que organiza el Ministerio de Información y Comunicación del Gobierno de la India, y uno de los más prestigiosos del mundo, a la altura de Berlín, Leipzig u Oberhausen. Además ofrece algunos de los premios económicos más altos. Estamos encantados. Felicidades y gracias a todo el equipo; es un buen regalo de Navidad ¡Así que seguimos en la India amigos!

Algunos medios se han hecho eco de la selección, como NoticanariasLa Vanguardia o El Día.

sábado, 19 de diciembre de 2015

IDYLL sigue dando guerra


Aquí el twit de un lector satisfecho que está descubriendo la novela y disfrutándola. Si  tienes lo que hay que tener, sigue a la venta en librerías, Amazon, Fnac, Casa del Libro, etc. Eso si: recuerda la advertencia. Es una salvajada. 

Mi primera vez con "Star Wars"


Los chicos de Scifiwold.es me han incluido en su serie "Mi primera vez con 'Star Wars'" compartiendo espacio con Joe Dante y Doug Jones. 

Y encantado oigan...

Pd.: Un par de aclaraciones. Fui a verla con mis padres, los dos, y no me pareció un coñazo la novela sino ver que la peli era exacta a la novelizacion. Aclarado queda  :-)

Ppd.: Me olvidaba. Fue en el Cine Royal de Las Palmas, y estaba petado de gente. Era Navidad, o por ahí. Aquel cine, un clásico en Las Palmas, luego fue derribado y sobre él sus propietarios construyeron los Multicines Royal, que aguantaron desde los años 80 hasta el 2006. En 2009 derribaron el edificio para construir apartamentos.

miércoles, 16 de diciembre de 2015

Conferencia en el CCCB de Barcelona



El próximo día 21, estaré en el Centre de Cultura Contemporània de Barcelona (CCCB) a eso de las 18:00, donde hablaremos sobre cómo sobrevivir en el mundo que viene, en el que viviremos (o no) dentro de máquinas, o donde podremos trasladar nuestra conciencia y pensamiento a los ordenadores, que es uno de los asuntos de los que trata mi novela "Los que sueñan".

Será dentro de las actividades del CCCB "Ciència al Nadal", y compartiré espacio con Ricard Solé, Miquel Bareló García (que me ayudó mucho hace un puñado de años cuando escribía "La materia de los sueños", que por cierto acaba de reeditarse con el título de "Luz, cámara... ¡Bits!") y Ramón López de Mantaras.

Así que si os apetece, pues allí nos veremos, charlamos, nos reímos y de paso os firmo algún libro, claro...

Hasta pronto.

martes, 15 de diciembre de 2015

¡“Sirena Negra”, premio a la Mejor Actriz en el Festival de Bombay!


Ruth González ha obtenido el Premio a la Mejor actriz por “Sirena Negra” en el Festival de Cortometrajes de Bombay, India.  ¡¡Felicidades!!   :-D

El corto además estaba nominado al Premio a la Mejor Película (Fernando Marías, productor), a la Mejor Música (Luis Antonio Muñoz, compositor y diseñador del sonido de la obra original) y a la Mejor Fotografía (Lati Maraña, director de fotografía).

Si quieres, puedes ver el trailer del corto aquí. Y aquí tienes algo de información sobre la producción. Esta es la ficha en Imdb.


jueves, 10 de diciembre de 2015

Reseña de "Los que sueñan" en Mar de Tinta



El blog Mar de Tinta dedica esta reseña a "Los que sueñan", por Raúl Fernández Cobos. Os dejo con algunas citas que he extraído de ella. 

"Elio Quiroga gana el XII Premio Minotauro con “Los que sueñan”. Una novela de ciencia ficción ambientada en un futuro distópico en el cual un salto tecnológico fomenta la revolución social. El autor juega con la frontera entre la vida y la muerte, brindando una inquietante reflexión sobre el potencial de la innovación y la simbiosis entre instituciones y aspectos inherentes a nuestra condición humana."

(...)


"Elio Quiroga compone esta magnífica obra intercalando géneros. Lo que empieza como relato de terror, termina convirtiéndose en literatura prospectiva. La novela se despliega en un esquema próximo al ciberpunk, ambientada en un futuro distópico donde la tecnología ha desatado viejos demonios con más fuerza que nunca, conduciendo a la sociedad al colapso."


(...)


"Con “Los que sueñan”, el autor ha logrado una novela con alma de clásico. Una distopía inteligente que plantea una ruptura radical con los esquemas tradicionales del mundo que beben directamente de nuestra condición biológica."

miércoles, 9 de diciembre de 2015

Qué pereza da todo...


Hablando el otro día de un ejemplo en lo que este país debería de mejorar, y mira por donde hoy me encuentro con esto.

Resulta que a partir del 29 de enero las empresas españolas que usen, por ejemplo, Dropbox o Google Drive, se verán sometidas a una posible inspección por parte de la AEPD (Agencia Española de Protección de Datos), y sin comerlo ni beberlo, a posibles sanciones a partir de 300.000 Euros, ojo, simplemente por usar esos servicios.

Todo nace de una Directiva Europea de Protección de Datos. Quien use para guardar datos sensibles objeto de protección (por ejemplo agendas) en servidores que están situados fuera de Europa se expone a esas sanciones, y servidores de datos como Google Drive o Dropbox están físicamente fuera de territorio europeo.

Mi eterna pregunta, a la AEPD, y al Ministerio del que depende es: ¿No habría sido mejor negociar primero con Google o DropBox para que pongan servidores en Europa en los que almacenar datos de europeos y así que el proceso nos ahorrara quebraderos de cabeza a los ciudadanos? ¿No es para eso para lo que se supone que están esas instituciones?

Ah, que esto es España.

Vale.

Por si acaso, os lo advierto. Si sois una empresa, o autónomos, o pymes, o ultrapymes, que tanto da, y estáis usando Dropbox o Google Drive, a partir del 29 de enero os exponéis a una sanción mayor que vuestros ingresos de varios años. Así que ojito, que ya sabéis. Lo hacen por nosotros.

Pd.: Mientras tanto, dos señores con apellidos compuestos acaban de llenar una vez más de vergüenza y oprobio a este país. El virus de la gentuza parece muy extendido entre esos apellidos rimbombantes, con cargos de Embajadores y Diputados. Sí, esto es España. Y no se espera ninguna dimisión. No. ¿Para qué? En serio, qué pereza da todo en este país.

Uso el logo de Dropbox inc. acogiéndome al derecho de cita.

lunes, 7 de diciembre de 2015

Firmas en las Jornadas Comiqueras de FNAC Callao y en Expocómic


Este viernes día 11 a eso de las 19:30 estaré firmando ejemplares de ILLworld y Los que sueñan (y lo que se tercie) en las 10 Jornadas Comiqueras de la FNAC de Callao.

Las Jornadas se realizan en el marco de la Expocómic, que se celebra esta misma semana en Madrid y tiene su sede en el Pabellón de Cristal del Retiro. Allí estaré el sábado día 12 de 12 a 13 horas, firmando ejemplares de Los que sueñan, Idyll y Luz, cámara... ¡Bits! que acaba de editar Dolmen. Podéis mirar en los links si queréis saber más de los libros.

Luz, cámara... ¡Bits! relata la historia del cine hecho por ordenador y de los efectos visuales digitales. Un buen regalo para estas Navidades.

El alucinante poster del Expocomic 2015 es del gran David Rubin.

Así que si os apetece, allí nos vemos...    :-)

sábado, 5 de diciembre de 2015

"El misterio del Rey del Cinema", todas las candidaturas a los Goya


Aquí podéis ver todas las candidaturas de nuestro documental a los Premios Goya en la web de la Academia de Cine. Y aquí algo más ampliadas en este mismo blog.

"Los que sueñan" entre las novedades recomendadas en la Casa del Libro


La Casa del Libro recomienda estos días en su web "Los que sueñan" entre las novedades de literatura. Es un buen regalo para las Fiestas que se avecinan...     :-)

viernes, 4 de diciembre de 2015

De todo lo que hay que mejorar. Un ejemplo más.

Hay tantas, pero tantas cosas que arreglar, cambiar, mejorar, actualizar a la simple decencia en este país, que sólo listarlas requeriría de un tratado.

Este es un ejemplo más de cómo son las cosas aquí. De cómo (no) funcionamos en un país que se engaña a sí mismo cuando cree lo contrario.

Mirad. Me llegó por error a Canarias un paquete desde Estados Unidos (un disco duro procedente de una empresa de recuperación de datos). FedEx, la empresa a cargo del envío, te permite hacer el seguimiento del mismo mediante un código. Os mando un extracto en la captura de abajo; mirad el Historial de desplazamiento. Te informan en todo momento, al minuto, de dónde está el paquete, los procesos por los que pasa, en qué horas está en tránsito, cuando viajando, y así hasta llegar a destino.



Pedí que se me enviara el mismo paquete a Madrid desde Canarias, usando el servicio más rápido de Correos, Postal Exprés. Un servicio que cuesta 35 Euros. Se supone que en 24 horas, a lo más 48, lo tienes en destino.

Pero claro, hablamos de Canarias, un agujero legal en el que hay una cosa llamada “trámite aduanero” cuando envías cosas a tu propio país.

Como FedEx, Correos te permite hacer un seguimiento de dónde está tu paquete. Pero el resultado es bien diferente, y nos habla bien a las claras de cómo somos aquí.

Desde hace 48 horas (mirad la captura) sólo consta su entrega en la oficina de Correos. Y eso es todo. 

El salir desde Canarias acaba con la garantía de la entrega en uno o dos días del servicio de Postal Exprés, pero el precio, el precio, amigo, es el mismo.



Eso cuando el servicio de seguimiento funciona, claro. Durante horas el buscador de envíos de Correos está simplemente inaccesible:


Comparad el concepto de información y transparencia en la cultura anglosajona y en la nuestra. Parece que aquí incomoda dar detalles, parece que el informarte del paradero de tu paquete, de dónde está en cada momento, no gusta, que se hace por obligación.

Y eso me lleva a reflexionar alrededor de una de las mayores carencias de este país, los “servicios de cara al exterior”, que son sólo fachadas, pero que no funcionan realmente. Este es un ejemplo; la supuesta transparencia en el seguimiento de un envío en realidad es papel mojado. Es una ilusión, una fachada para algo que no funciona. Llamé a un 902 (claro, de pago) repetidas veces para que una operadora me dijera exactamente lo mismo. Pregunté de qué servía entonces el Postal Exprés, pudiendo usarse el correo ordinario; que yo adquiero ese servicio porque necesito el paquete en destino en un día, y muy ofendida me dijo que se me garantizaba el reembolso si no llegaba en 6 días o algo así, cosa que el correo ordinario no permite. Grandioso. El sistema siempre tiene respuesta.

Un ejemplo, de cientos, miles, que nuestros conciudadanos sufren, ya en Correos, otra en la banca, otrora en las eléctricas, o en las telefónicas, acaso en la burocracia, tal vez en la clase política. De tantos, tantos, que no hacen otra cosa que mostrarnos la distancia enorme que nos separa en pensamiento, servicio, ideas y calidad, de países que comparten frontera con nosotros.

En fin, así estamos. Yo por cierto sigo esperando mi paquete, pagado a precio de oro, supuestamente (he de imaginarlo pues no se me informa de ello) paralizado en una aduana fantasma que llevamos años denunciando en todas las esferas, pero que sigue ahí, como el dinosaurio del cuento, impertérrita, como tantos quistes mentales, ideológicos y legislativos que paralizan nuestro país.

Actualización a 4 de diciembre. Han pasado 5 días desde que escribí lo de arriba. Acaban de entregarme el paquete. Fue retenido en la aduana de Madrid, y repartido como "bajo valor" a los 8 días de haber sido entregado en Las Palmas, en Postal Exprés, un servicio que garantiza la entrega en 24-48 horas. Pero como Hacienda lo ha retenido ni siquiera puedes reclamar. He mirado el seguimiento de paquetes, y esto es lo que aparece:


En fin, dos líneas. La admisión y la entrega, sólo que se ha producido, además, un día después de cuando se indica en la web. En fin. Al final llamé varias veces al 902, luego al 916602454 de Aduanas, donde se me informó de la retención por parte de Hacienda, cosa que nunca ha aparecido reflejada en el "Estado del envío" de Correos.

Aquí podéis visitar una iniciativa en Change.org para que se eliminen las trabas burocráticas que suponen las aduanas canarias. Aunque sólo es parte del problema, es un estupendo primer paso.

Pd.: ¡NO SE VAYAN TODAVÍA, AÚN HAY MÁS! (Como diría Super Ratón)

Cuando tuve que llamar al número 916602454 al que me refiero más arriba trabé contacto con la Aduana madrileña. Tienen otro buscador de paquetes. Los trabajadores de su callcenter me informaban de que mi paquete estaba o bien a) en tránsito en Las Palmas o b) a la espera de que me mandaran una solicitud de documentación nueva para decidir qué hacer con él, pero en Madrid o c) sin rastro (ni en Las Palmas ni en Madrid) o d) que debía de solicitar un duplicado de la documentación necesaria requerida, que al parecer, ya me había sido remitida en forma de nota postal a la dirección de destino (qué cosas; nunca me llegó esa supuesta solicitud).

Este departamento también tiene una web de búsqueda por el número del envío para pedir un duplicado de la nota postal, y la solicité por esa vía, o al menos lo intenté, os lo prometo, pero siempre me devolvía el aciago dato de que al parecer mi paquete no existía... Las pruebas, abajo.





El día que me entregaron el paquete en el 916602454 me dijeron que estaba "en reparto", y así fue.  Fue la primera vez que me dieron una información cierta.

Finalmente, unas 6 llamadas al 902 y otras 5 al 916602454, un cartero llegó con él en mano. Me pidió el número del DNI (¿Es eso legal, Correos?) y tuve que firmarle en un aparato electrónico de esos que usan ahora. Todo muy digitalizado, sí.

Horas después de la entrega, la persona que me lo remitió desde Canarias me envió el Whatsapp que le acababa de remitir Correos, en el que constaba la entrega. A mi me lo habían entregado el 4 de diciembre casi a las 11 de la mañana. A él le había llegado el Whatsapp a las 14:20. Miradlo:


Según Correos, ¡el paquete se me había entregado ese día a las 12 de la noche! Debió de ser Papá Noel vestido de cartero. Mirad que ni atinan con la hora de entrega.

En fin, os dejo con un retrato del paquete. Tardó más en llegar de Las Palmas a Madrid vía Postal Exprés (Veréis el logo "Paq 48" arriba que "garantiza" la entrega antes de esas horas) que en viajar de Nueva York a Las Palmas... por correo ordinario.


Iniciaré un proceso de reclamación del coste del Postal Express. Os informaré de lo que pase.